Feeds:
Entradas
Comentarios

Posts Tagged ‘Argentina’


Autor: Andrés García Espadas, Graduado en Derecho y Máster en Historia y Patrimonio Naval

La Antártida, la tierra de los hielos perpetuos, fue explorada hace ya siglos por insignes descubridores españoles. Hoy es un continente que se mantiene a salvo gracias a un tratado único que ha conseguido destinar esta helada masa a la ciencia y a la investigación.

accionantartida-002112-478x270

Marinos españoles en el Polo Sur

Aunque esta tierra estuvo estrechamente vinculada a la corona española por su cercanía al continente americano, no es muy conocida la labor realizada, ni tampoco lo son sus primeros descubridores. Hacemos aquí un pequeño repaso de alguno de estos hitos importantes.

Base antártica española “Gabriel de Castilla”

En el siglo XVI Francisco. de Hoces navegó, quizás por primera vez para un europeo, el mar que la circunvala (por el que se denominó Mar de Hoces, aunque luego se llamó paso de Drake) y años mas tarde Gabriel de Castilla, otro marino español del que una de las bases científicas actuales ha tomado su nombre, la descubrió.

Avanzando en el tiempo un navío famoso, el San Telmo, naufragó en esas latitudes en 1819, arrastrando al fondo del mar a una dotación de 644 marineros, soldados e infantes de marina. Este terrible naufragio sigue siendo de interés y a fecha de hoy continúan apareciendo intentos de localizar sus restos.

Una localización geográfica determinante

La Antártida es el continente más meridional de la tierra. Se trata de una extensión de tierra situada al sur de los 60º S, que se encuentra cubierto por un casquete glacial (o Indlandsis) que alberga un amplio porcentaje de las reservas de agua dulce del planeta.

Mapa de la Antártida

Mapa de la Antártida y su océano. Fuente

El casquete polar se extiende más allá de los límites continentales de la Antártida formando barreras de hielo permanente sobre el Océano Glacial Antártico.

Casquete polar. Fuente

Casquete polar. Fuente

¿Son iguales los dos polos de la Tierra?

A primera vista podría pensarse que ambos polos terrestres se someterían a una regulación similar; en atención a sus similares características. Ambas zonas se configuran como medios naturales únicos, sometidos a condiciones climatológicas realmente adversas.

El polo norte y el polo sur

El polo norte y el polo sur

Pero una vez se que analizan detenidamente estas características vemos que las similitudes se acaban muy pronto, ya que la Antártida, a diferencia del Ártico, cuenta con una base terrestre donde se asienta la capa de hielo formada por agua dulce y que, paradójicamente, a diferencia del polo norte, la Antártida se encuentra deshabitada (salvo por los equipos internacionales de investigación allí situados).

La tierra de los hielos perpetuos. Fuente

La tierra de los hielos perpetuos. Fuente

¿Tienen la misma legislación el polo norte y la Antártida?

En cuanto a su régimen jurídico también encontramos francas y notables diferencias, ya que el Ártico se configura como un grave foco de tensión internacional al encontrarse sometido a diferentes reclamaciones de soberanía nacional, a lo que se suma la consideración del Ártico como un espacio marítimo (como hemos dicho, bajo el hielo ártico no encontramos una capa terrestre que lo sustente). Por su parte, la Antártida goza de un tratado internacional propio, consagrando esta zona como un lugar para beneficio común de la humanidad a través de una inusitada cooperación pacífica internacional.

Una imagen idílica de la Antártida. Fuente.

Una imagen idílica de la Antártida. Fuente.

TRATADO ANTÁRTICO

Este acuerdo es un instrumento jurídico de gran importancia internacional, ya que demostró que realmente es posible la adopción de normas que salvaguarden el interés común de la humanidad y de la ciencia por encima de los intereses económicos de los diferentes estados.

El tratado fue adoptado en Washington en 1959 y comienza con una clara declaración de intenciones por parte de los estados parte del mismo. Estos reconocen el interés que guarda la humanidad en su conjunto en preservar la Antártida, para lo cual consideran indispensable asegurar que todo uso de la misma se realice con fines pacíficos, detrayendo esta zona de cualquier disputa internacional que pudiera sobrevenir.

a) Prohibición de realizar actividades militares

A raíz de lo anterior, el artículo 1 del tratado antártico establece la prohibición de realizar en la Antártida cualquier actividad de carácter militar, como maniobras militares, establecimiento de fortificaciones o el ensayo con armas.

Ahora bien, el apartado 2 de este mismo artículo se asegura de que esta primera apreciación no sea malentendida; se prohíben las actividades militares, pero no la presencia de militares en la zona siempre que estos lleven a cabo una misión pacifica o de investigación. Ejemplo de esto podríamos encontrarlo en la dotación militar con la que cuenta el Buque de Investigación Oceanográfica Hespérides, cuyo cometido es el apoyo a las tareas de investigación realizadas por España (y por científicos de cualquier nacionalidad) en la zona.

Hespérides

Buque Oceanográfico Hespérides en la Antártida. Fuente

b) La cooperación: instrumento básico para la investigación

Del mismo modo las partes reconocen que la cooperación es fundamental a la hora de cumplir con el objetivo de convertir la Antártida en una zona consagrada a la libre investigación. Es por ésto que se adopta el tratado, que servirá de base sobre la que fundamentar dicha cooperación. Esto cristaliza en los artículos 2 y 3 que prevén la necesaria cooperación internacional a la hora de asegurar la mencionada libertad científica que debe imperar en la zona.

Imagen de la Reunión sobre el Tratado Antártico celebrada en Argentina en el año 2011.

Imagen de la Reunión sobre el Tratado Antártico celebrada en Argentina en el año 2011.

Por su parte, el artículo 3 establece un principio que sería altamente deseable que se aplicara en todos y cada uno de los ámbitos científicos actuales: la libre circulación de la información, el material y el personal científico, así como la posterior difusión de todos y cada uno de los resultados obtenidos; fomentando de esta manera el apoyo y conocimiento mutuo, en definitiva un trabajo conjunto con independencia de la nacionalidad con el objetivo de hacer progresar el conocimiento de la humanidad. Este artículo establece una serie de medidas concretas:

(a) al intercambio de información sobre los proyectos de programas científicos en la Antártida, a fin de permitir el máximo de economía y eficiencia en las operaciones;

(b) al intercambio de personal científico entre las expediciones y estaciones en la Antártida;

(c) al intercambio de observaciones y resultados científicos sobre la Antártida, los cuales estarán disponibles libremente.

c) Un ecosistema único

Los estados parte tomaron en consideración la necesidad imperiosa de salvaguardar un medio ambiente único como son los ecosistemas antárticos, para lo cual se adoptó en 1991 un protocolo dirigido a aumentar la protección brindada a este respecto.

ecosistema-antartida

Es de destacar en este punto el artículo 5 del tratado que prohíbe, con buena lógica, la realización de cualquier prueba de carácter nuclear (así como el vertido de cualquier material derivado) en la zona debido a los altos índices de contaminación que esto conlleva.

Ballena Minke

Ballena Minke

A MODO DE CONCLUSIÓN

Nos encontramos ante un tratado internacional verdaderamente excepcional, en que se prima el interés de la humanidad por preservar un medio ambiente singular y las posibilidades científicas que éste ofrece, por encima de las desaforadas ansias nacionales que podrían haber destruido la zona.

Un ejemplo contrario lo encontramos en el Ártico, donde los intereses estatales han depredado la zona poniendo en claro riesgo la supervivencia de éste. Debido a la manifiesta imposibilidad de adopción de un tratado para esa zona, que, al modo antártico, la dote de una base jurídica mínima que permita, al menos, equilibrar los diferentes intereses nacionales con el de toda la humanidad por preservar ambos casquetes polares.

Nota: para todos los interesados en la interpretación jurídica de este tratado recomendamos que accedan al documento completo (aquí).

FUENTES

Tratado Antártico. Washington. 1 de diciembre de 1959.

Protocolo al Tratado Antártico sobre protección del medio ambiente. Madrid. 4 de octubre de 1991.

Anexo IV del Protocolo al Tratado Antártico sobre la protección del medio ambiente: prevención de la contaminación marítima. Madrid. 4 de octubre de 1991.

Read Full Post »


La Biblioteca Digital del Patrimonio Iberoamericano (BDPI) contiene un inmenso fondo histórico y patrimonial. Es un proyecto impulsado por la Asociación de Bibliotecas Nacionales de Iberoamérica (ABINIA), que permite el acceso desde un único punto de consulta a los recursos digitales de todas las instituciones participantes (Bibliotecas Nacionales de Argentina, Brasil, Chile, Colombia, El Salvador, España, Panamá, Portugal y Uruguay).

La biblioteca digital

El portal ha nacido con el objetivo de difundir el patrimonio bibliográfico de cada una de las bibliotecas implicadas en el proyecto y facilitar que el mayor número posible de ciudadanos se acerquen a él de manera gratuita, fácil y rápida.

Página principal de esta biblioteca

Página principal de esta biblioteca

La BDPI está llamada a convertirse en un ejemplo de la cooperación internacional de ámbito iberoamericano.

Hasta el momento, el diseño y la creación del portal ha recaído en manos de la Biblioteca Nacional de España (BNE) quien, informando de cada uno de sus pasos a ABINIA, ha llevado a cabo el presente desarrollo. El portal se hizo público en 2012, aunque hace pocos días ha remodelado su imagen.

Dibujos originales de la expedición de Bouganville

Dibujos originales de la expedición de Bouganville

La intención de este colectivo es seguir creciendo e incorporar el mayor número de bibliotecas posibles, con el fin de lograr convertirse en un recurso de referencia y reforzar la presencia en la web de cada uno de sus contribuyentes.

La colección naval y marítima

Podemos encontrar digitalizados libros, imágenes, tratados, atlas, discursos y telegramas, entre otros. Exponemos aquí algunos de los que hemos considerado mas sobresalientes de épocas anteriores, porque este repositorio tiene un importante fondo de los siglos XIX y XX, perteneciente a los nuevos estados americanos que se formaron.

Uno de los mas antiguos es el libro del consulado de Mar, del siglo XV, una magnífica obra sobre el derecho marítimo en los territorios del antiguo reino de Aragón.

consulado

Sobre construcción naval hay obras como la de Oliveira, que es posiblemente el primer tratado que se escribió en Portugal sobre esta materia.

Libro S XVi

Está el Atlas Marítimo de España, de Tofiño, aunque es una edición posterior, publicada en 1876, una obra excepcional que creó escuela.

Un ejemplar de las famosas Noticias Secretas de América de Jorge Juan y Antonio de Ulloa publicado ya en el siglo XIX.

Noticias secretas de américa

También podemos encontrar ilustraciones y fotografías como el retrato del Almirante argentino Guillermo Brown, de 1865.

Guillermo  Brown

Resumidamente, BDPI es un depósito que recoge y unifica parte de las colecciones digitales del mundo iberoamericano, que en unos años puede ser puntero si sigue en esta línea de progresión.

Read Full Post »


Hemos localizado un álbum de fotogafías sobre la inauguración del Puerto argentino de La Plata, publicado al poco tiempo de que tuviera lugar este acontecimiento. Nos ha parecido importante recogerlas porque consideramos que pueden ser de gran interés, por su valor histórico y patrimonial.

Portada

Portada del álbum

El puerto de La Plata como tal data de fines del siglo XIX. Sin embargo, como ensenada natural de entrada y salida de buques es mucho mas antiguo. El desarrollo de las líneas comerciales en el cono sur a partir del siglo XVIII desplazó el interés hacia este enclave geoestratégico. Así, en 1735 se situó una batería en Fuerte Barragán, y en 1776 la corona española crea el Virreinato del Río de la Plata, lo que fue determinante en el desarrollo de la zona en general y de Buenos Aires en particular. Al inicio del siglo siguiente se fundó la población que lleva como nombre precisamente Ensenada.

La Plata en Argentina

La economía se basaba en la ganadería y el comercio de mercancías a través del puerto. También se instaló una fábrica de salazones en 1871 bajo la dirección de Berisso, importante personaje que acabaría dando nombre a esta zona.

La instalación de la industria de conversión de pescado y la llegada del ferrocarril favorecieron que se fundara la ciudad de la Plata, que además sería la capital de la provincia de Buenos Aires. Con la ciudad se proyectó un puerto artificial que diera servicio a ésta. Las imágenes que siguen pertenecen al tiempo de la construcción (1882). Más información sobre este puerto puede encontrarse en Histamar.

Para los más pequeños se han añadido dibujos de leones y lobos marinos que suelen vivir al sur de la provincia de Buenos Aires, en la página Infantil III

Dragado

Dragado

Muelle de La Defensa

Muelle de La Defensa

Vapores Vecino y Salero

Vapores Vecino y Salero

Vista de uno de los canales

Vista de uno de los canales

Astillero

Astillero

Inauguracion

Inauguración

NOTA: Agradecemos a Ariel Sar las observaciones y comentarios tan bien documentados que nos ha hecho.

Read Full Post »


El Director de la Cátedra de Historia Naval, el Dr. Sánchez Baena, recibió el pasado octubre el premio Gobernador Enrique Tomás Cresto.


El prof. Sánchez Baena

El prof. Sánchez Baena


Es una distinción que concede el Senado de la Nación Argentina y que lleva el nombre de uno de sus más ilustres hijos: Tomás Cresto (1911-2000), nacido en Concordia. El gobernador Cresto entró en la Historia como el último líder peronista de Entre Ríos, reconocido por su compromiso y coraje.


Edifico del Senado de la Nación Aegentina

Edificio del Senado de la Nación Argentina


El Dr. Sánchez Baena ha recibido tal distinción por “la trascendencia de su labor histórica y su aporte al bienestar de la sociedad latinoamericana”. El premio fue otorgado en el Senado de la Nación. Esta distinción, que se enmarca dentro de la mención de “líderes para el desarrollo”, se otorga a aquellos representantes de los gobiernos locales, funcionarios y profesionales cuya labor se desarrolla dentro de las acciones que el gobernador Tomás Cresto llevó a cabo en su país. La red de naciones vinculadas al programa de “líderes para el desarrollo” está conformada por Argentina, Bolivia, Brasil, Chile, Colombia, Costa Rica, Ecuador, El Salvador, Guatemala, Honduras, Israel, Nicaragua, Panamá, Paraguay, Perú, Venezuela y Uruguay.


El Gobernador Enrique Tomás Casto

El Gobernador Enrique Tomás Cresto, el personaje que da nombre al premio


En 2013 se celebró la novena edición del premio, que a lo largo de los años se ha otorgado a ministros, gobernadores, intendentes, secretarios de estado, profesores, empresarios y médicos.


Entrega de los premios Enrique Tomás Cresto en el Senado de la Nación Argentina

Entrega de los premios Enrique Tomás Cresto en el Senado de la Nación Argentina


Tod@s los miembros de la Cátedra nos alegramos por este premio que ha recibido el director y agradecemos profundamente a nuestros hermanos argentinos la concesión de este alto honor.

Algunas imágenes de Concordia

xncordia playas

playa-2-concordia-entre-rios-argentina

sculture

Read Full Post »


Ushuaia, en la Patagonia argentina, es conocida como la ciudad mas austral del mundo, y ha inspirado novelas, cuentos y leyendas desde el mismo momento en que se descubrió.

Entre sus museos traemos a colación los relacionados con la historia naval: el museo del presidio, marítimo, antártico y de arte marino.

Los museos marítimos de Ushuaia están en el edificio del antiguo Presidio de Ushuaia (o Cárcel de Reincidentes de Tierra del Fuego) donde se recluía a los criminales más peligrosos, por su reincidencia, cobrando una triste fama. En este histórico edificio, su director, Carlos Pedro Vairo, con el apoyo de la Asociación Civil, creó el Museo Marítmo de Ushuaia, el Museo del Presidio, el Museo Antártico “José María Sobral” y el Museo de Arte Marino Ushuaia.

Estos museos forman una Asociación Civil sin fines de lucro, que no recibe aportes del Gobierno Nacional ni Provincial para su funcionamiento. Eso quiere decir que las tareas que realiza en la puesta en valor del edificio histórico, los sueldos, aportes, gas, electricidad y todos los trabajos que realiza tienen como única fuente de recursos, el valor de la entrada y la utilidad de la venta de libros y souvenirs. Colaboran con su funcionamiento la Armada Argentina y la Municipalidad de Ushuaia.

En conjunto son como un museo vivo donde se puede encontrar desde colecciones de modelos navales, la historia del descubrimiento antártico, y distintos aspectos como fauna austral, buscadores de oro, primeros habitantes, la vida en el presidio y lo más importante: las expediciones e investigaciones en desarrollo.

El Museo Marítimo: A través de una colección de maquetas y modelos navales, con una temática marítima se recrea todo lo referente a la historia de Tierra del Fuego, desde el especial punto de vista del hombre de mar, dado que la isla de Tierra del Fuego y el archipiélago que la rodea, además de las Islas Malvinas, las Islas Georgias y la Antártida, están ligadas al mar en todos los conceptos.

El Museo del Presidio de Ushuaia. A través de un recorrido por el Pabellón IV se toma conocimiento sobre lo que fue la primera cárcel de Tierra del Fuego (1896).

Se puede ver cómo era la vida de los reclusos, trabajos, castigos, cierre y la triste historia de algunos de sus principales ocupantes.

El Museo Antártico “José María Sobral” se ubica en la planta alta del Pabellón IV. Cuenta con 19 salas con el más rico acervo de materiales históricos y biológicos antárticos conservados. El responsable de su realización fue el Dr. Ricardo Capdevila, fallecido el 9 de julio de 2008, director del MUSEOANTAR, de la Dirección Nacional del Antártico.

En la misma planta se puede visitar la muestra de Fauna Austral y su relación con el Hombre.

El Museo de Arte Marino Ushuaia despliega su colección en la planta alta del Pabellón III. Se trata de una selección de obras, a través de la cual se intenta dar una visión general y equilibrada del desarrollo del arte marino en Argentina, desde 1889 a la actualidad. Incluye obras de artistas reconocidos tradicionalmente como marinistas, de otros que se definen como portuarios y algunas de aquellos que, eventualmente han realizado obras con la temática del agua o la pesca. El hilo conductor que vincula a todos estos artistas es el agua, y el abordaje de distintos temas relacionados con este medio, como el puerto, la pesca, las embarcaciones, el trabajo portuario y sus personajes.

En la planta baja del Pabellón II se encuentra la Galería de Arte del Museo Marítimo, donde se desarrollan exposiciones de artistas patagónicos, nacionales y extranjeros con temas patagónicos y antárticos. Se realizan distintos talleres de plástica y fotografía.

La Biblioteca, Videoteca y Hemeroteca “Roberto J. Payró” poseen material de la antigua biblioteca del presidio, de la Base Naval y libros sobre la Patagonia Austral, Antártida e islas del Atlántico Sur.

Recorrido virtual

Read Full Post »